Miguel Rugilo

21 junio, 2016

por Carlos I. España*

Miguel Rugilo

Fácil de reconocer por su físico imponente y sus llamativos bigotes, este arquero de Vélez Sarsfield desde 1940 hasta 1952 –había ingresado en las divisiones inferiores en 1933- se convirtió en uno de los máximos ídolos del club en la historia.

En un intermedio entre los años 1944 y 1946 se alistó en el León de México, volviendo luego a la entidad del barrio de Liniers para integrar una de las líneas defensivas  históricas del fútbol argentino junto a Huss y Allegri. Pero allí no terminan los recuerdos, en 1949 atajó cinco penales en forma consecutiva y, al año siguiente, se convirtió en el primer guardavalla de la primera división en atajar  dos penales en el mismo partido, frente a River Plate en el estadio Monumental. Luego pasó a defender la valla de Tigre (1952-54), Palmeiras de Brasil y O’Higgins de Chile.

Logró el reconocimiento mundial merced a su actuación en un solo partido, el 9 de mayo de 1951. Rugilo fue protagonista de una de las hazañas más memorables del fútbol internacional nada menos que en “la catedral del fútbol”, el estadio de Wembley. La Selección Argentina fue a Inglaterra para disputar el primer partido que una selección sudamericana jugaba en tierras de los creadores del fútbol, como los británicos se consideraban. Argentina perdió 2 a 1 sólo porque Rugilo estaba en el arco, el rival tuvo na manifiesta superioridad en el juego durante todo el desarrollo del cotejo pero el guardavalla velezano se convirtió en una muro infranqueable.

El mismo jugador contó después del partido que en una de las pelotas más difíciles que sacó pudo ver, mientras se levantaba del suelo, el asombro en el rostro del delantero inglés. El público inglés aplaudía entusiasmado el juego de sus representantes hasta que, en un momento determinado comenzaron a reconocer al golero argentino. Ese día nació el apodo que lo recordaría eternamente: “El león de Wembley”.
Rugilo nació el 19 de enero de 1919 en Capital Federal y falleció el 16 de setiembre de 1993.

 

Fuentes:
Revista “Solo Fútbol”, 2 de junio de 1997
Bekerman,  Esteban, “Diccionario Velezano”, 1997
Cerminaro, Aurelio y Cerminaro, Guillermo, “…Y el fútbol se hizo memoria”,1999
www.magicasruinas.com.ar

                       

*Miembro del C.I.H.F. (Centro para la Investigación de la Historia del Fútbol)

 

Facebook